A Panamá, por Seba González

Hola a todos! Mi nombre es Seba González Campos, soy argentino y tengo 31 años, de profesión piloto, quien junto con mi esposa, Lau Casanova, tuvimos que irnos de Argentina por trabajo.

Durante el año 2014 yo me encontraba dando instrucción de vuelo en Buenos Aires y Lau trabajando para una consultora de prensa y comunicación. Fue en ese mismo año que me llega la oportunidad de poder ingresar como piloto de línea aérea a la empresa COPA Airlines en Panamá.

En ese entonces, la situación en el país no era la mejor, al menos para nosotros, y es por eso que, dada la buena oferta que se me había presentado, juntos decidimos apostar a este nuevo desafío de emprendernos en este viaje a otro país a empezar una nueva vida.

El proceso fue bastante sencillo en Panamá, ya que la empresa fue la encargada de tramitarnos nuestra residencia y permiso de trabajo. Para poder hacer dicho proceso, la empresa nos pidió una serie de documentos que tuvimos que ir juntando en Argentina para poder presentarlos.

Algunos de estos documentos eran, por ejemplo, antecedentes penales, copia de pasaporte, en mi caso varios documentos aeronáuticos, etc., y todos ellos debían estar certificados por escribano y, luego, apostillados por el Ministerio de Relaciones Exteriores. Si bien en mi caso me tramitó todo COPA, para el argentino que quiere probar suerte en Panamá es dentro de todo bastante sencillo, ya que solamente deben llevar los documentos antes mencionados y en Panamá, con un abogado local, mediante el tratado de “países amigos” del cual Argentina y Panamá son miembros, el abogado te tramitará la residencia y el permiso de trabajo.

Este trámite tiene un costo aproximado de 3500 dólares americanos y tarda de 4 a 6 meses. Una vez que sale efectivo el trámite, la persona pasa a ser un extranjero con residencia permanente y puede residir y trabajar sin ningún tipo de problema. Lo único importante es que antes de emprender este cambio es investigar un poco, ya que hay carreras protegidas que solo pueden ejercer los panameños (como, por ejemplo, la medicina, abogacía, contador público, entre otras). Pero, para poder trabajar sí es imprescindible tener el permiso de trabajo, ya que hoy en día está muy controlado eso y las empresas no te toman si no lo tienes.

Toda esta información mucho más detallada la pueden encontrar también en el Facebook de “Argentinos en Panamá”.

Nosotros llevamos casi 5 años viviendo acá y podemos decir que Panamá es un muy lindo país para vivir. Es un país muy chico (tiene 4 millones y medio de habitantes aproximadamente en todo el territorio) que en los últimos 20 años se ha ido modernizando. Tiene una economía muy estable y uno puede vivir tranquilo sin miedo a la delincuencia, que la hay, pero es muy poca comparada a la Argentina.

Es un país que lo vemos como avanzado en ciertas cosas, pero que aún está muy retrasado en otras, como en los trámites bancarios. Siempre fue muy económico vivir en Panamá, pero en los últimos 5 años, debido al gran auge de extranjeros que fueron a vivir, se ha puesto mucho más caro todo, como los alquileres y el supermercado.

La vida en Panamá es muy buena, es un país centroamericano en donde hablamos el mismo idioma, con una cultura bastante similar a la nuestra y que podes hacer prácticamente las mismas actividades que en Argentina.

Lo que nosotros notamos en Panamá, con respecto al panameño, es que es una persona que se toma todo con mucho mas calma y ese quizá fue el primer “choque” cultural que vivimos, debido a venir nosotros de un país en donde todo es mucho más acelerado.

Al extranjero lo tratan bien, ya que saben que gran parte del crecimiento empresarial de Panamá se dio por la cantidad de extranjeros que han ido. Como punto en contra, vimos mucha falta de atención al cliente, el trato en sí de mucha gente que al día de hoy, que no sabemos si es por que son maleducados o porque simplemente son así, al punto de llegar a un lugar, decir “buen día” y que no te devuelvan el saludo. Situaciones que al principio cuestan, pero a la larga te terminas acostumbrando a convivir con ellas.

Panamá, por otro lado, es un país muy turístico donde la gente puede ir a vacacionar. Tienen la posibilidad de conocer la ciudad, con sus rascacielos de mas de 60 pisos, la modernidad de sus bares en las terrazas, el casco antiguo y disfrutar de la vida nocturna que la ciudad ofrece y también conocer el mundialmente conocido Canal de Panamá.

Asimismo, la posibilidad de hacer playa, tanto en sus balnearios del lado del Pacífico, los cuales quedan algunos a 30 minutos de la ciudad, hasta otros a poco más de una hora. También, pueden conocer la Isla de Taboga o la Isla Contadora en el Pacífico, la isla Iguana o la reserva natural de la Isla Coíba, en dond, además de hacer buceo, se pueden divisar ballenas en ciertos momentos del año. Por otro lado, del lado del Mar Caribe (ya que en Panamá se tiene la posibilidad de estar tanto del lado del Pacífico, como del lado del Mar Caribe) se puede ir a Portobello, en la provincia de Colón, a 2 horas de la ciudad. Allí encontrarán la Isla Mamey, una isla en el Caribe rodeada de corales para poder bucear.

Por otro lado, en el Caribe se tiene la posibilidad de ir al archipiélago de San Blas, también a 2 horas en auto. Un archipiélago conformado por más de 360 islas en el mar que es un verdadero paraíso. Allí se pueden visitar islas vírgenes rodeadas por bancos de arena en el medio del mar, junto a un barco hundido donde pueden hacer snorkel, entre otras cosas.

Nosotros aún no fuimos, pero está la conocida playa Bocas del Toro, al norte de Panamá, que son islas en el Caribe con mucha vida hotelera para ir a disfrutar de varios días.

Si no te gusta la playa, también se puede disfrutar la naturaleza que Panamá ofrece al norte de su país. Allí se puede realizar el tour cafetero y la visita al volcán Barú.

Con respecto al alojamiento en Panamá hay varias opciones, desde hoteles de 5 estrellas, hasta hostels o apartamentos por airbnb. Desconozco el precio de los mismos, pero tengo entendido que son todos bastantes accesibles.

Para moverse en Panamá, mi recomendación es el Uber, ya que funciona bárbaro y tienen las tarifas más económicas. Los taxis no son para nada recomendables, se aprovechan del extranjero cobrándole lo que quieren y manejan muy mal. El transporte público en Panamá, si bien no hay mucho, funciona muy bien, desde los colectivos (que todos tienen aire acondicionado) hasta el metro que tiene 2 años y es súper moderno.

Nosotros en Panamá estamos criando a nuestro hijo, Benicio, de un año y medio, que nació en Argentina. El estar en Panamá nos deja mucho más tranquilos, ya que no vivimos para nada perseguidos con la inseguridad como lo estábamos en Argentina.

Aún es chico y todavía no pensamos que será de su educación el día de mañana, ya que en Panamá la educación no es buena en todos los niveles, y lo que es bueno es muy caro.

Como comenté antes, en Panamá se habla español, así que por ese lado no tuvimos esa barrera, sí tuvimos que acostumbrarnos a muchísimos modismos que el panameño tiene, pero que no tardas mucho en acostumbrarte y a incorporarlos también.

Hay que acostumbrarse al calor: si no te gusta estás perdido. En Panamá todo el año las temperaturas rondan los 30 grados y durante casi 9 meses al año, de marzo a noviembre, llueve prácticamente todos los días, al menos un rato y casi siempre a partir del medio día. Esa época se la conoce como época húmeda o también como invierno, aunque hagan 30 grados. Luego, de diciembre a marzo es la época seca o verano donde no llueve casi nunca. Esta época es especialmente agradable, en las noches corre una brisa que hace bajar bastante la temperatura y ayuda a aliviar un poco los calores del día.

Esperamos que nuestra experiencia les sirva a otros y quedamos a la entera disposición de quienes quiera contactarse con nosotros para saber más de Panamá.

Un abrazo grande a todos.

Preguntas RBF

  • ¿Se consigue dulce de leche, yerba y productos argentinos en algún negocio en Panamá?

Sí, hoy en día se consigue de todo. Inclusive marcas como Arcor ya desembarcaron en Panamá. Supermercados Rey o Supermercados 99 son ejemplos de donde conseguir toda esta variedad de productos.

  • ¿Se contactaron con argentinos/as que también viven en Panamá?

A través del Facebook de Argentinos residentes en Panamá sé de mucha gente que comenzó vínculos de amistad. En nuestro caso, como fuimos muchos los que vinimos a volar a COPA y que ya nos conocíamos de antes, es como que formamos una gran familia donde estamos casi siempre juntos.

  • ¿Pudieron hacer algún amigo/a local?

, claro. COPA es una empresa que no solo ha tomado argentinos, sino que ha tomado pilotos de muchas partes del mundo. Hoy en día tenemos amigos brasileños, venezolanos, ticos (como se le dice a los de Costa Rica) y, por supuesto, panameños.

  • ¿Saben cuánto cuesta una pinta de cerveza en un bar, por ejemplo?

Como en todos lados, hay bares con precios más accesibles, como hay otros que son más caros. Para poner un precio comparativo usando la cerveza de modelo, hay bares en donde venden las nacionales e importadas desde 1.5 dólares a 3 dólares, como en otros en donde pueden salir desde 3 las nacionales a 5 las importadas.

  • ¿Creen que van a volver a la Argentina, qué recursos utilizan para seguir conectados con familia y amigos de allá?

Hoy en día estamos muy bien en todo sentido y no estamos con la idea de volver, pero de todas formas nunca descartamos esa opción. Primero porque hoy en día la tecnología acorta mucho las distancias. Hablamos todo el tiempo con nuestras familias por facetime o whatsapp. Por otro lado, gracias al trabajar en una aerolínea, gozamos de beneficios como los pasajes aéreos y es por eso que tenemos la suerte de poder viajar a Argentina una vez por mes o cada dos meses y, a su vez, también, recibir visitas de nuestros familiares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *